- Sardo: de origen italiano, de masa consistente con grana mediana, de sabor fuerte y agradable, ideal para degustar acompañado de vinos tintos, y para rallar. Una de nuestras especialidades, precisamente, es el prolongado estacionamiento de sardos al vacío, durante años y a temperatura constante, que le otorga a esta exclusividad nuestra, un sabor sumamente agradable, dominante y único.


- Volver atrás